La Salvación Perfecta – Bosquejo

salvación, jesús, cielo, cristo, Dios

Tenemos un Dios perfecto, el cual nos proveyó una Salvación también perfecta.  Tenemos como cristianos, una salvación muy grande y completa, la cual necesitamos entender y disfrutar.  La salvación es perfecta y poderosa de tal modo que el creyente pueda andar con seguridad y confianza en la vida.

 “Mirad a mí y sed salvos. . .”

logos university banner

1.  DE LA PENA DEL PECADO, que es la JUSTIFICACION (Rom. 4:1,9 y 18).

Dios nos salva de su ira, al juicio de Dios, nos salva del infierno.  La Justificación es un acto en el cual Dios declara el pecador justo por los méritos y sacrificio de Cristo.

Para el creyente esto es PASADO.  Esto pasó en el instante que puso su fe en Cristo.  Significa que nunca conoceremos la oscuridad y las llamas del infierno, que nunca probaremos la ira de Dios.

“Mirad a mí y sed salvos…”

2.  DEL PODER DEL PECADO, que es la SANTIFICACION (Rom. 6:1-6).

Como creyentes ya no somos esclavos del pecado.  Tenemos libertad en Cristo para andar en la victoria de la cruz sobre el pecado.  El cristiano peca, no porque tiene que pecar (como el pecador perdido), sino porque quiere pecar.

La santificación es un proceso en el cual el creyente en Cristo va siendo perfeccionado más y más como Cristo por la obra del Espíritu Santo y la Palabra de Dios en su vida.

Para el creyente esta parte de la salvación es el presente.  Es la obra del Espíritu Santo que sigue actuando en esta vida hasta que Cristo venga o el creyente muera.

“Mirad a mí y sed salvos…”

3.  DE LA PRESENCIA DEL PECADO, que es la GLORIFICACION (Rom. 8:16-23, 1 Cor. 15:51-58).

Todo el universo, la tierra y nuestra carne están infectados y contaminados por el pecado.  Esto se ve en la desintegración de los sistemas de la naturaleza, en la enfermedad, el dolor y la muerte.  También la falta de paz, la violencia, la maldad y la lucha que tenemos contra las pasiones, y tentaciones de nuestra propia carne. Un día Dios nos salvará de todo esto.  Nos llevará de este planeta lleno de maldad, violencia y problemas.  Nos dará un cuerpo sano, perfecto y sin pecado y tentación.  El Dios omnipotente transformará la tierra y a nosotros nos dará un cuerpo glorificado.  Esto es un gran consuelo y esperanza para el cristiano.

La glorificación es un acto en el cual Dios transformará el cuerpo del creyente y lo hará perfecto, inmortal y sin pecado.  Es la redención del cuerpo “Y no solo ella, sino también nosotros mismos, que tenemos las primicias del Espíritu, nosotros mismos, esperando la adopción, la redención de nuestro cuerpo.” Rom. 8:23.  Para el creyente esto será todavía en el FUTURO.

Andemos en la plenitud de esta salvación tan grande y completa.  Démosle gracias a Dios por habernos salvado por su gracia.

“Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios;  no por obras, para que nadie se glorié.”  Efesios 2:8-9

¿Te gustaría anunciar tu empresa aquí? Leer más

¿Qué opinas? Únete a la Discusión