Compruebe su Sermón Hoy por 3 Cosas que Debería Tener Mañana

Escritura: Colosences 4:5-6.

Un gran contenido requiere una cuidadosa estructura y presentación. Aquí está una lista de comprobación de tres puntos que mejorará cualquier mensaje.

Andad sabiamente para con los de afuera,  redimiendo el tiempo. Sea vuestra palabra siempre con gracia,  sazonada con sal,  para que sepáis cómo debéis responder a cada uno. (Col. 4:5-6)

Una pequeña neblina en el púlpito es una neblina espesa en la congregación.

C.H. Spurgeon

jesus, predicacion, el reino, el evangelio

Con cada sermón que se predica, debe estar absolutamente claro hasta donde desea llegar con su congregación . Si no está claro sobre cómo se podrá utilizar su mensaje, puede estar seguro de que estarán desorientados. Por no mencionar que los va a dejar en la incertidumbre y la desprotección, sin pensar que  su tiempo es valioso y ha elegido darle las sobras y no lo mejor.

La claridad debe ser una prioridad en cada sermón. Pero es fácil, y a veces es necesario, centrando la mayoría de su tiempo en la preparación y en el contenido y no con sus oyentes. Esto hace que sea tan crucial para pensar en cómo sus oyentes recibirán y utilicen su mensaje. Quiero darles tres pruebas sencillas que le ayudarán a garantizar que su sermón está listo para poderlo predicar efectivamente, en términos de su impacto sobre sus oyentes y su capacidad para aplicarlo en su vida.

Esto es tan simple como dejarlo caer con fuerza, y que está pensado como debe de ser. En este punto de su preparación, que usted ya hizo sobre este complico tema. Esta podría ser la cereza del pastel para le ayudará a asegurarse una fuerte, y enfocada transmisión de su mensaje. Estos tres ensayos no se originaron conmigo, sino que será otra herramienta que usted pueda poner fácilmente en uso cuando usted está preparando su sermón.

3 Cosas que deben quedar en claro antes de que su sermón está listo para ser predicado.

I. ¿Qué quiere que sus oyentes sepan? (información). 

Cuando se levante a predicar, necesita ser claro  acerca de la información que está transmitiendo. Pablo nos dice en Romanos 12, que debemos ser “transformados por la renovación de nuestras mentes.” Esto significa que la Palabra de Dios debe cambiar continuamente nuestra forma de pensar. Su sermón es uno de los pilares para la transformación de su pueblo.

La gente no puede recordar todo lo que usted dice, pero pueden rocordar algo de ello. Van a recordar algunas de las cosas que usted dijo. Usted debe determinar las cosa más importante que está diciendo y asegurarse que lo que usted comunique sea claro. Para que sus oyentes vayan sabiendo lo que usted quieres que sepan, debe evitar la sobrecarga de información. Una forma de evitar esto es no predicar demasiado largo.

La transferencia de información por sí sola no es suficiente, porque la gente puede saber lo que necesitan saber y todavía estar completamente cómodo sin hacer nada respecto a  ello. Hay más que estar predicando y es hacer que las ideas sean claras.

II. ¿Qué es lo que usted quiere que sus oyentes sientan? (inspiración). 

¿Cómo hará usted para que su sermón conecte a la gente con sus corazones? Piense en los sermones  que han tenido el mayor impacto sobre usted. Probablemente no sólo recordará los hechos que fueron compartidos, sino también la forma en que lo hacían sentir. Los hechos no fueron sino una bella y poderosa historia que realmente lo conmovió, ¿verdad? Sus oyentes son los mismos; que quieren ser trasladados a un nivel emocional. Quieren ser inspirados, ser levantados, ser alentados, para ser cambiados.

Usted debe determinar exactamente cómo se deben sentir como resultado de su sermón, y apuntar a crear ese sentimiento. 

III. ¿Qué quiere que sus oyentes hagan? (aplicación). 

Usted lo que necesita es ver la manera en que gente capte su mensaje. Usted necesita ser claro en el aspecto que la gente aplique su mensaje en la vida real. 

Los sermones deben de tener tres elementos para ser eficaces. Información sin inspiración es aburrida. Inspiración sin aplicación es inútil. He aquí una simple ecuación para saber el sentido de todo sermón: Información + Inspiración + Aplicación = ¡Un Sermón Efectivo!

¿Qué otras cosas le garantizará que su sermón logrará su objetivo antes de predicarlo?

Traducido por José Alberto Vega

Por Lane Sebring

PreachingDonkey.com

Lane Sebring es un pastor, maestro, orador y autor. Él lidera The Current, un culto de jóvenes adultos, en el norte de Virginia. Él creó PreachingDonkey.com, un sitio para ayudar a los predicadores a comunicarse mejor. Tiene una licenciatura en Comunicación de la Universidad Central de Oklahoma y una maestría en arte  en el ministerio pastoral de Liberty Theological Seminary. Él vive en el norte de Virginia / área de DC con su esposa y su hija Rachel, de Oliva. Lo Pueden contactar en twitter.com/PreachingDonkey y facebook.com/PreachingDonkey

¿Qué opinas? Únete a la Discusión