¿Es Correcto que el Creyente Participe en Política?

El presente estudio de ¿Es correcto que el creyente participe en política? creo nos sacará de la duda que atraviesa la iglesia cristiana por temor a ciertas ideas pre-establecidas desde hace mucho tiempo, pero encuentro que es una necesidad para los pueblos agobiados por gobernantes corruptos y el sufrimiento causado por su forma de actuar. Así que, nosotros tenemos un trabajo que hacer para que nuestras sociedades sean diferentes.

Por ejemplo: Moisés, José, Josué y Daniel fueron políticos. ¿Debe el cristiano participar en la política? ¿qué dice la Biblia?

Como podemos ver en “El Concepto Calvinista De La Cultura” de Henry R. Van Til, el pueblo cristiano se ha adaptado a la versión que estamos en el mundo pero no pertenecemos a este mundo, Debido a que los creyentes no son del mundo, siempre ha habido muchos Cristianos que han asumido una actitud negativa hacia la cultura. Ellos entienden que el llamado Cristiano consiste exclusivamente en proclamar la salvación por medio de Cristo a los hombres perdidos en un mundo moribundo.

Politico, Pastor, moises, daniel, jose, el mar rojo, política

Calvino, sin embargo, vio más claramente que la religión y la cultura no pueden ser separadas sin sufrir pérdida. Para Calvino, la gracia no era una complementación de la naturaleza como en el Catolicismo, no meramente un poder espiritual al lado de la naturaleza dejando a esta última intacta, sino que para él la salvación era la renovación del todo del hombre y la restauración de todas las obras de Dios.

Pero hay condición que nos impulsa a pensar de otra manera, si nosotros los cristianos nos alejamos completamente del aspecto social de nuestros días que cambios podemos lograr en la sociedad actual, veamos un planteamiento que es bíblico:

El hombre, según la antropología cristiana, tiene una responsabilidad porque compartimos la responsabilidad de Adán de administrar la creación de parte de Dios, debemos vernos como vicegerentes o mayordomos no tan sólo de nuestras posesiones, nuestros talentos u oportunidades, sino además de la Tierra (o sea, cualquier parte o aspecto de la creación que nos toque). Porque toda labor hecha con el deseo de obedecer a Dios y agradarle es algo que les modificar y es “para el Señor”. Por lo tanto no debemos distinguir entre trabajo “secular” y “trabajo sagrado” o “para el Señor” podemos concluir que habido una confusión en el cristianismo actual con respecto a este tema. (No fue así a lo largo de la historia de la iglesia, de hecho en la “ética protestante del trabajo” fue una fuerza importante en el proceso de la civilización en ciertos lugares).

La perspectiva de Moisés también nos enseña cómo tratar a los demás. Los cristianos son tan culpables como el mundo en demostrar favoritismos. El compromiso radical de la Biblia a la nobleza de todas las personas nos advierte que debemos abandonar estas ideas. Todas las personas merecen ser tratadas como honorables imágenes de Dios.

En desarrollo de una cosmovisión cristiana tenemos en la obra de Richard Richard B. Ramsay “Integridad intelectual”, vemos: que Los evangélicos padecemos de «esquizofrenia intelectual». Cuando se trata de un tema teológico o «espiritual», buscamos respuestas basadas en las enseñanzas de las Escrituras, pero cuando se trata de otros temas como la política, la economía, o el arte, por ejemplo, frecuentemente nuestras opiniones no tienen ninguna relación con nuestra fe cristiana. El resultado es que proyectamos una especie de «doble personalidad».

Si los cristianos nos alejamos de la dirección correcta de nuestras sociedades, entonces, quienes velarán por los intereses de los hijos de Dios. No podemos ser indiferentes a los problemas sociales, nosotros somos los llamados a influir a nuestras sociedades. Sino, miremos el caso de Calvino en Ginebra: Juan Calvino que fue gobernador y pastor en Ginebra, Suiza.

¿Qué dice la Biblia con respecto a este tema?

 Antes de tomar cualquier decisión ante la posibilidad de incursionar en el mundo de la política, los pastores, obreros y líderes deberían escudriñar la perspectiva bíblica. Y, si después de leer lo que dicen las Escrituras, deciden proseguir en su propósito, dejar el ministerio. No es concebible que alguien utilice el púlpito y el reconocimiento ganado en su desenvolvimiento eclesial, para captar votos.

 Como creyente puede participar en la política, siempre y cuando sea llamado por Dios para esto y sea una persona preparada, íntegra y sensibilidad humana. Veamos lo que dice la Biblia:

En el Antiguo Testamento:

El caso de José

Gen 41:33-46 “…37  El asunto pareció bien a Faraón y a sus siervos, 38  y dijo Faraón a sus siervos: ¿Acaso hallaremos a otro hombre como éste,  en quien esté el espíritu de Dios? 39  Y dijo Faraón a José: Pues que Dios te ha hecho saber todo esto,  no hay entendido ni sabio como tú. 40  Tú estarás sobre mi casa,  y por tu palabra se gobernará todo mi pueblo;  solamente en el trono seré yo mayor que tú. 41  Dijo además Faraón a José: He aquí yo te he puesto sobre toda la tierra de Egipto. 42  Entonces Faraón quitó su anillo de su mano,  y lo puso en la mano de José,  y lo hizo vestir de ropas de lino finísimo,  y puso un collar de oro en su cuello; 43  y lo hizo subir en su segundo carro,  y pregonaron delante de él: ¡Doblad la rodilla!;  y lo puso sobre toda la tierra de Egipto. 44  Y dijo Faraón a José: Yo soy Faraón;  y sin ti ninguno alzará su mano ni su pie en toda la tierra de Egipto. 45  Y llamó Faraón el nombre de José,  Zafnat-panea;  y le dio por mujer a Asenat,  hija de Potifera sacerdote de On.  Y salió José por toda la tierra de Egipto. 46  Era José de edad de treinta años cuando fue presentado delante de Faraón rey de Egipto;  y salió José de delante de Faraón,  y recorrió toda la tierra de Egipto.

El caso de Daniel

Dan 2:16 -49 “…48  Entonces el rey engrandeció a Daniel,  y le dio muchos honores y grandes dones,  y le hizo gobernador de toda la provincia de Babilonia,  y jefe supremo de todos los sabios de Babilonia. 49  Y Daniel solicitó del rey,  y obtuvo que pusiera sobre los negocios de la provincia de Babilonia a Sadrac,  Mesac y Abed-nego;  y Daniel estaba en la corte del rey.

En el caso de Josué

Josué fue elegido como dirigente de todo un pueblo por el mismo Dios

Josué 1:1-5  “Aconteció después de la muerte de Moisés siervo de Jehová,  que Jehová habló a Josué hijo de Nun,  servidor de Moisés,  diciendo: 2  Mi siervo Moisés ha muerto;  ahora,  pues,  levántate y pasa este Jordán,  tú y todo este pueblo,  a la tierra que yo les doy a los hijos de Israel. 3  Yo os he entregado,  como lo había dicho a Moisés,  todo lugar que pisare la planta de vuestro pie. 4  Desde el desierto y el Líbano hasta el gran río Eufrates,  toda la tierra de los heteos hasta el gran mar donde se pone el sol,  será vuestro territorio. 5  Nadie te podrá hacer frente en todos los días de tu vida;  como estuve con Moisés,  estaré contigo;  no te dejaré,  ni te desampararé”.

Josué 1:16-17  Entonces respondieron a Josué,  diciendo: Nosotros haremos todas las cosas que nos has mandado,  e iremos adondequiera que nos mandes. 17  De la manera que obedecimos a Moisés en todas las cosas,  así te obedeceremos a ti;  solamente que Jehová tu Dios esté contigo,  como estuvo con Moisés.

Proverbios 29:2: nos dice “cuando los justos dominan, el pueblo se alegra; mas cuando domina el impío, el pueblo gime”. 

En el Nuevo Testamento

Lucas 23:50-53  “Había un varón llamado José,  de Arimatea,  ciudad de Judea,  el cual era miembro del concilio,  varón bueno y justo. 51  Este,  que también esperaba el reino de Dios,  y no había consentido en el acuerdo ni en los hechos de ellos, 52  fue a Pilato,  y pidió el cuerpo de Jesús. 53  Y quitándolo,  lo envolvió en una sábana,  y lo puso en un sepulcro abierto en una peña,  en el cual aún no se había puesto a nadie”.

Estudiando la historia José era un seguidor de Jesús y que lo respetaba mucho y estaba entre la multitud que siempre seguía al Mesías.

Es necesario saber que cualquier gobernante es puesto por Dios, pero, si no cumplen con lo que Dios manda a cumplir (cuidar y velar por los ciudadanos) ellos serán responsable por sus malas acciones.

Romanos 13:1-6  “Sométase toda persona a las autoridades superiores;  porque no hay autoridad sino de parte de Dios,  y las que hay,  por Dios han sido establecidas. 2  De modo que quien se opone a la autoridad,  a lo establecido por Dios resiste;  y los que resisten,  acarrean condenación para sí mismos. 3  Porque los magistrados no están para infundir temor al que hace el bien,  sino al malo.  ¿Quieres,  pues,  no temer la autoridad?  Haz lo bueno,  y tendrás alabanza de ella; 4  porque es servidor de Dios para tu bien.  Pero si haces lo malo,  teme;  porque no en vano lleva la espada,  pues es servidor de Dios,  vengador para castigar al que hace lo malo. 5  Por lo cual es necesario estarle sujetos,  no solamente por razón del castigo,  sino también por causa de la conciencia. 6  Pues por esto pagáis también los tributos,  porque son servidores de Dios que atienden continuamente a esto mismo.

Todos deben someterse a las autoridades públicas, pues no hay autoridad que Dios no haya dispuesto, así que las que existen fueron establecidas por él.  (Romanos 13:1-6, NVI).

Conclusión:

La Biblia en sí no lo prohíbe, al contrario nos da ejemplos de grandes gobernantes que eran hijos de Dios, como: Moisés, José, Daniel, David, Salomón, Josué. Somos nosotros los que por temor o debilidad en la fe, no queremos incursionar en un medio donde podríamos hacer mucho por los gobernados. Sí, estoy de acuerdo en que este es un círculo lleno de corrupción, pero somos nosotros los llamados a contribuir a que nuestro mundo cambie.

Este estudio fue escrito por una necesidad real en nuestro mundo lleno de maldad y corrupción.

Por José Alberto Vega.

26 de enero de 2025 

El Concepto Calvinista de la Cultura de Henry R. Van Til, p.11

Integridad Intelectual de Richard B. Ramsay

http://www.articuloz.com/religion-articulos/pastores-en-politica-que-dice-la-biblia-814877.html

http://www.labibliadice.org/labibliadice/aqualisplus/indexr.php?seccapl=2&id_categ=dspl&tema=mcc3&apl=3&system=4&secc=7

¿Qué opinas? Únete a la Discusión